jueves, 25 de noviembre de 2010

El pastel invertido de fresas de Degas

Edgar Degas nació en París el 19 de julio de 1984. Su inquietud artística empezó desde muy joven, pero tuvo que frenarla durante un tiempo al alistarse en la guardia nacional durante la Defensa de París, en la Segunda Guerra Franco-Prusiana. En su período como soldado, se le descubrió una anomalía en la vista que afectaría a la salud de sus ojos durante toda su vida.

Autorretrato
En 1887, ya terminada la guerra, había vuelto a pintar y organizó la primera exhibición impresionista, en la que por supuesto participó. A la que siguieron siete exposiciones más.

Después de morir su padre, perdió gran parte de su herencia en ayudar a su hermano René con sus grandes deudas, pero pudo reponerse económicamente en poco tiempo gracias al éxito de sus pinturas y esculturas. Se convirtió entonces en un gran coleccionista de obras de sus contemporáneos más admirados: Gauguin, Cézanne, Van Gogh, Manet, Ingres y algunos más antiguos como El Greco y Delacroix.

De Ingres cogió ejemplo y también del renacimiento italiano, como del arte japonés y del romanticismo. Es considerado por uno de los padres del Impresionismo, pero se diferencia en su predilección por obras costumbristas y urbanas en vez de paisajes y naturaleza. Su técnica, como la de Botticelli, es muy dibujística, tanto que abandona el oleo para pintar exclusivamente con pasteles. Su tema más recurrente fue el ballet, pero también las carreras de caballos y las mujeres y su cuerpo en general.

1871-1874. Óleo sobre lienzo. 85 x 75 cm.
Museo de Orsay. París. Francia.
La primera bailarina en el escenario.
1878. Pastel en papel. 60 x 44 cm. Museo de Orsay.
París. Francia.
El recital.
1873-1878. Óleo sobre lienzo. 41 x 61,7 cm. Fogg Art Museum.
Harvard University. Cambridge. Massachusetts. USA.

Degas era amado y odiado a partes iguales. Guaguin le admiraba y Van Gogh le detesteba, sin embargo, sus inclinaciones hacia los ambientes urbanos, fueron ejemplo más tarde para el postimpresionista Toulouse-Lautrec.

La salida fallida.
1869-1872. Óleo sobre lienzo. Yale University Art Museum. New Haven. USA.

Como curiosidad encontramos su escultura "La pequeña bailarina de catorce años", donde su estructura central, en vez de ser de hierro como se pensó un tiempo, está construida con madera de trozos de pinceles inservibles. 

Parecer ser que la niña que le sirvió de modelo para esta escultura, era inquieta y algo malcriada. No conseguía mantener la misma postura durante largo tiempo y se quejaba de aburrimiento, picores y dolores. Para terminar con este problema, Degas le propuso darle a cambio cada tarde una buena merienda si conseguía posar inmóvil. Ella obedecía entonces, sabiendo que después merendaría con el artista su pastel preferido: un pastel invertido de fresas.

Ésta era una antigua receta de la abuela del pintor y el mejor dulce que sabía hacer. Se trataba de un bizcocho con una cobertura azucarada echa a base de frutas en almíbar. La curiosidad de este pastel, como en la escultura de la bailarina, era su interior, pues se cocinaba del revés con la cubierta en la base del molde, para encontrarlo del derecho al desmoldar.  No les importaba repetir cada tarde y acompañarlo con un buen café. Algunos decían que después de esas meriendas, encontraban en la pequeña bailarina una mejora grande en su temperamento y educación. 

Aunque nunca sabremos de qué hablaron esas tardes la modelo y el artista, sí puedo enseñaros su receta y dice así:

INGREDIENTES:

Para la cubierta:

60 gr. de mantequilla
80 gr. de azúcar blanca
80 gr. de azúcar morena
550 gr. de fresas en almíbar bien escurridas

Para el bizcocho:

195 gr. de harina de repostería
2 cdtas. de levadura en polvo
1/4 cdta. de sal
120 gr. de mantequilla
200 gr. de azúcar
1 cdta. de extracto de vainilla
2 huevos
120 ml. de leche


PREPARACIÓN:

Para un molde de unos 23 cm. Horno a 180º
Para la cubierta:


Colocamos los dos tipos de azúcar y la mantequilla en una cacerola pequeña y lo cocinamos a fuego medio  hasta que todo se haya disuelto y adquiera una textura homogénea. Seguidamente lo dejamos cocer un poco más hasta que veamos que el azúcar empieza a caramelizar, unos minutos.
Retiramos del fuego y lo vertimos sobre el molde que vayamos a utilizar, el cual previamente habremos engrasado. Si el caramelo queda algo espero, no hay porqué preocuparse, se termina disolviendo en el horno. A continuación colocamos encima del caramelo las fresas por toda la superficie y reservamos.

Para el bizcocho:


En un bol grande batimos la mantequilla y el azúcar hasta que nos quede una masa esponjosa y suave, una vez obtenida esta consistencia añadimos el extracto de vainilla y seguimos batiendo, continuamos añadiendo las yemas de los huevos de una en una, batiendo bien después de cada adicción.
Mezclamos la harina, la levadura y la sal y la añadimos a la masa anterior, en tres veces, alternándola con la leche y batimos hasta incorporar todos los ingredientes.
En otro bol, batimos nuestras claras hasta montarlas y obtener una textura de pico firme.
Incorporamos las claras montadas a la masa, lo haremos en dos veces, y con la ayuda de una espátula la vamos integrando con cuidado de no batirlo en exceso.
Vertimos nuestra masa sobre el molde, alisamos la parte superior y la horneamos durante 50 minutos aproximadamente, o hasta que pinchemos nuestro pastel y veamos que nuestro palito sale limpio.
Una vez tengamos el pastel horneado, lo sacamos del horno y lo dejamos enfriar dentro del molde, unos 10 minutos. Seguidamente lo desmoldamos y lo dejamos enfriar por completo.







Si quieres saber más sobre Degas, curiosea:



Y si lo que te gustan son las fresas, curiosea:




La tina.
1885-86. Pastel sobre papel. 70 x 70 cm.
Hill-Stead Museum. Farmington C.T. Estados Unidos.









Aparentemente, Degas dejó de trabajar en 1912, cuando la demolición de su residencia en la rue Victor Massé le forzó a mudarse al boulevard de Clichy. Nunca se casó y pasó los últimos años de su vida prácticamente ciego, vagando sin sentido por las calles de París hasta morir solo en 1917.

22 comentarios:

isabel dijo...

Unbizcocho delicioso. Fotografías maravillosas

Juana dijo...

Meme!!, tu blog reune dos de las cosas que más me gustan en el mundo!!, estoy impresionada con el y contigo, porsupuesto!.
Ha sido un placer leerte desde el principio hasta el fin. que pastel tan bello!!
Saludos!!

J. dijo...

Hola Meme! Desgraciadamente, la historia de Degas no es la primera que termina tan tragicamente. Me recuerda mucho a Beethoven, que murió sordo y con un temperamente de mil diablos... Ya ves lo que sería para un pintor perder la vista. En fin. En cuanto a la historia me ha encantado, no la conocía. Reconozco que has nombrado alguno de mis pintores favoritos, evidentemente el Greco (aunque lo nombraste como objeto de colección), Ingres, Manet, Cezanne, Tolouse-Lautrec... en fin, siempre es muy estimulante leerte. Un besote guapa.

Carlota dijo...

Que buena historia relacionada con la comida, la tarta se ve muy rica, Muchos Saludos, Carlota

MEKABE dijo...

Has sido el hallazago del día para mí! Un blog estupendo, enhorabuena! Un saludo, Ana.

Rosa dijo...

Me encanta la bailarina de Degas, no tenía ni idea de los beneficios que este suculento pastel causaba en su ánimo.
Como siempre,magnífica la relación que nos ofreces en todas tus aportaciones. Un tema tan poco trabajado en el Arte y tan sugerente. Muy bien. Un beso.

TIA NUNA dijo...

Fabuloso post Meme, felicidades, otra vez me has cautivado.

Me encantan esas curiosidades, como lo de la niña bailarina que posó y que esperaba para merendar la tarta que Degás le preparaba, estoy deseando encontrar esas fresas en almibar. ¿De donde sacas la información?, ¿cómo consigues las recetas?, estoy fascinada.

Un saludo, Ana

Maria Teresa dijo...

Desde luego te sigo desde ahora.
Me ha impresionado tu blog y voy a seguir leyendo y aprendiendo de el. Te doy las gracias por tenerlo , he visto los otros de tu perfil que voy a ver a continuación.
Sigue con él, asi gente como yo que no tenemos mucha cultura podemos aprender. Un abrazo muy fuerte.
te invito a que visites el mio, pero solo es de cocina.

Stefania dijo...

Che meraviglia il tuo blog, bravissima

Ana María López dijo...

Hola! me encanto su pagina!!

Se ven muy buenas sus recetas =)

Espectaculares imagenes de obras además :D

Me llamo Ana Maria y soy administradora de un directorio web/blog. Tengo que decir que me gusto mucho su pagina y le felicito por hacer un buen trabajo. Le cuento que me encuentro construyendo alianzas con webs amigas para asi atraer mas visitantes y poder hacer mas conocida mi web. Por ello, me encantaria contar con tu sitio en mi directorio, consiguiendo que mis visitantes entren tambien en su web.

Si esta de acuerdo. Hagamelo saber.

Suerte con su web!
Ana Maria

Da & Mer dijo...

Uuuyyy!! que blog mas chulo qu haces!! yo me quedo, vamos aprender un montón a cocinar cosas ricas y d pintura, que bien!

Mis mejores deseos para este año que llega ya de ya!

Da y Mer

Raquel dijo...

No conocía tu blog pero me ha gustado mucho, con permiso voy a seguir curioseando:)

Mª Ángeles Sánchez dijo...

Pocos blogs hay como el tuyo. Tan original, tan especial, tan elegante... Siempre pones datos muy interesantes sobre artistas, y encima lo acompañas de unos platos exquisitos, bien presentados. Y tus fotos son otras obras de arte, la composición, el color.
Gracias por los enlaces. La música es preciosa.
Y para rematarme ya del todo, las fresas me encantan. Estoy deseando comerlas ya.
Felicidades, y gracias siempre por estos ratitos.

elsfogonsdelabordeta dijo...

Como historiadora del arte y gran amante de la cocina este blog me parece una idea fascinante! Enhorabuena!
Besos
Sandra

La Morena en la cocina ¡¡¡Que follón¡¡¡ dijo...

Hola Me encanta la pintura y me gusta cocinar, este blog tuyo parece que reune las dos cosas así que me quedo para seguirte. Besos

ELENA ZULUETA DE MADARIAGA dijo...

Hola, he dado con tu blog, ojeando otro y ya se sabe, de uno vamos a otro.
Me encanta tu post, es bueno y espero seguir pudiendo verte.
Un saludo-
cuatroespecias.blogspot.com

vincent dijo...

Hola,

Su blog ha captado nuestra atención por la calidad de sus recetas.

Agradeceríamos que lo registre en Ptitchef.com para poder indexarlo.

Ptitchef es un directorio que referencia los mejores sitios web de
cocina. Cientos de blogs ya se han inscrito y disfrutan de Ptitchef
para darse a conocer.

Para suscribirse a Ptitchef vaya a
http://es.petitchef.com/?obj=front&action=site_ajout_form o en
http://es.petitchef.com y haga clic en "Anade tu blog " en la barra la
parte superior.

Atentamente,

Vincent

AbDlâH_RoSo_RaRo dijo...

Te conmino a que investiges un poco más en la relación entre la cocina y los pintores pues recuerdo que, en mi juventud, nos llamó poderosamente la atención que aquellos pintores que más nos justaban, tenían fama, a su vez de ser buenos cocineros. Así que nosotros, ante éste sorprendente hecho, llegamos a la conclusión de que quizá para llegar a saber pintar sería conveniente, previamente, aprender a cocinar. Por otra parte me ha gustado mucho tu blog y la ídea. Te seguiré con redomado interés. Un abrazo y mi incondicional saludo.

Luis Nieto del Valle dijo...

Meme, por alguna razón (las prisas de siempre) yo sólo conocía tu blog de diseños para camisetas, que me quedaba más 'distante'. A través de tu perfil, cabo de conocer este otro blog, y ¡qué preciosidad! ¡qué genial idea, combinar arte, cocina y otras informaciones a las que facilitas enlace!. Me quedo aquí, con tu permiso. Besos desde 'Poemas del volcán'

Rosa dijo...

Aunque estés un poco desaparecida, espero que sea por exceso de trabajo, Deseo leerte pronto, porque son entradas muy cuidadas e interesantes.
Feliz Navidad para tí y todos los que tu quieras. Hasta pronto.

ROSER dijo...

Que blog de cocina tan original, y que curioso aprender los platos preferidos de autores tan importantes o sus recetas. A partir de ahora ya tienes otra seguidora.
Te invito a visitar mi blog:
http://cuinadunaaprenent.blogspot.com/

Rosa dijo...

¡Hola Meme!, te he dejado un premio en blog por tu originalidad y creatividad. Si te apetece pasas a recogerlo.
Espero que pronto nos deleites con una entrada.
Un beso